Fundación Neotrópica exhorta al gobierno entrante a avanzar con reformas políticas y legislativas en términos de derechos humanos ambientales

CartaAbierta_CarlosAlvaradoQuesada

  • Se deberá garantizar mecanismos de información, participación ciudadana y equidad socio- ambiental, asegurando su alcance en todo el territorio nacional

San José, Costa Rica, 03 de mayo de 2018. Para la Fundación Neotrópica como organización no gubernamental y en nombre de miles de costarricenses, alcanzar la sostenibilidad ambiental y la progresividad en la implementación de los derechos humanos son prioridades obligatorias para el país, si se pretende lograr la justa distribución de los costos y beneficios de la conservación y el desarrollo, hoy claramente inequitativa. Asimismo, la nació n está comprometida con la comunidad internacional en alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Por ello, el 1 de mayo de 2018 se hizo entrega de una carta abierta al presidente electo de la República de Costa Rica, Carlos Alvarado Quesada, con el objetivo de incitar avances prontos y decididos en términos de derechos humanos ambientales e implementar políticas y acciones legislativas que garanticen el funcionamiento y la efectividad de mecanismos de información, participación ciudadana y equidad socio-ambiental con alcance en todo el territorio nacional.

La premura de nuestra petitoria radica en el creciente nivel de conflictos socio-ambientales originados en las inequidades, los cuales representan costos sociales significativos y afectan la credibilidad y solidez de nuestra democracia, hechos que se expresaron claramente en el reciente proceso electoral. Otro indicador de esta situación es el giro que ha tomado la situación de la extracción ilegal de oro en la localidad de Crucitas.

Puntualizamos algunas disposiciones urgentes, en la comunicación cada una fue ejemplificada con tres medidas concretas, que, a nuestro juicio, debe atender la agenda la administración Alvarado Quesada en cumplimiento de instrumentos internaciones tales como el reciente “Acuerdo Regional sobre Acceso a la información, la participación pública y el acceso a la justicia en asuntos ambientales en América Latina y el Caribe”(2018) y la Opinión Consultiva OC-23-17 de la Corte Interamericana de Derechos Humanos sobre Derechos Humanos y Ambiente (2017). Ellas son: 1) La implementación de mecanismos efectivos que garanticen el derecho a la información en materia ambiental; 2) El fortalecimiento de las instancias de participación ciudadana como parte de los derechos consustanciales del derecho a un ambiente sano y equilibrado; 3) La promoción de la equidad socio-ambiental a nivel de las diferentes regiones del país.

Así mismo, la Fundación Neotrópica reconoce las presiones y amenazas que genera la presencia de narcotráfico en áreas silvestres protegidas y la vulnerabilidad que conlleva para las personas que trabajan como funcionarios de instituciones gubernamentales relacionadas a la protección de estos espacios y desde la sociedad civil en ellas, así como grupos ambientales.

Será decisivo también que en la administración Alvarado Quesada se procure un avance tangible en los mecanismos que garanticen su seguridad.

“El Estado deberá garantizar la seguridad de los ambientalistas ante nuevas amenazas que se están cerniendo en el país, como lo es la presencia del tráfico de drogas en las áreas silvestres protegidas y el posible choque que puede haber entre la protección ambiental y esos grupos de la sociedad civil”, señaló Bernardo Aguilar González, Director Ejecutivo de la Fundación Neotrópica.

En el marco de un Estado de derecho y de gobernanza democrática, la Fundación Neotrópica hace un llamado a las demás organizaciones de la sociedad civil, quienes han demostrado ser actores elementales en el fomento de Costa Rica como un país líder en inclusividad, libertad y participación ciudadana, a unirse en pro de las metas conexas en la defensa y salvaguarda de los derechos ambientales.

Sostiene Aguilar “ha llegado el momento en que el Estado reconozca el interés público que hay en proteger y fortalecer a las organizaciones del sector ambiental y de que se tomen medidas de manera que efectivamente puedan ejercer los derechos de participación y canalización de la participación de la sociedad civil que no está organizada”.

“Muchas de ellas están débiles y desarticuladas debido al desgaste sufrido durante más de una década de luchas y litigios con el objetivo de defender los derechos ambientales de todos los costarricenses”, agregó.

Así, la Fundación Neotrópica se manifiesta vigilante y comprometida a seguir siendo promotora de una agenda integrada por el ambiente y los derechos humanos y a lograr su consagración en nuestro país de forma pronta y efectiva. En ese sentido, planteamos esta necesidad y las propuestas esbozadas al gobierno del presidente electo Carlos Alvarado Quesada con el fin de enriquecer la agenda para el gobierno de unidad nacional.



Contacto para prensa
Ingrid Hernández Sánchez
ihernandez@neotropica.org

Donar
Involucrarse
 
Logo
Desarrollado por Drupux